Hisopo y sus efectos terapéuticos

Propiedades medicinales del Hisopo y sus efectos terapéuticos

La planta del Hisopo, su nombre científico es Hyssopus officinalis, posee propiedades medicinales balsámicas, béquico (calmante de la tos), digestivo y antiespasmódico. Como contiene aceite esencial y compuestos químicos con actividad expectorante, éstos son muy útiles para ayudar a descongestionar las vías respiratorias.

Propiedades medicinales del Hisopo

La esencia, a dosis bajas, se comporta como antiséptico y carminativo (favorece la expulsión de los gases producidos en tubo digestivo). Regula y estimula las funciones del estómago, facilitando las digestiones lentas y difíciles (dispepsia). La Comisión E alemana, incluye el aceite esencial de hisopo obtenido por destilación (Hyssopi aetheroleum).

Además es espasmolítico y ligeramente hipotensor (baja la tensión arterial). Se lo indica para gripe, resfriados, bronquitis, rinitis, sinusitis y asma. También para quienes padecen inapetencia y flatulencias.

El hisopo por sus propiedades medicinales antiespasmódicas, se lo utiliza también para cólicos estomacales y para calmar los dolores menstruales.

Además el hisopo es un adelgazante y por sus propiedades depurativas y diuréticas es un excelente desinflamante. Ayuda a eliminar toxinas y líquido retenido. Puede utilizarse el té de hisopo en combinación con otras hierbas de propiedades similares para adelgazar.

Su uso tópico está indicado como limpieza y desinfección de heridas, quemaduras y ulceraciones dérmicas. También se utiliza para regular la transpiración y en dolores reumáticos

Popularmente se han empleado las hojas de hisopo maceradas con vinagre como queratolíticas, porque resultan muy efectivas en la eliminación de callosidades.

El hisopo se utiliza en la elaboración de licores y en la cosmética natural por sus propiedades antisépticas, por lo que se lo puede usar para fabricar cremas, jabones o tónicos para el acné, como así también es beneficioso como cicatrizante natural. De hecho, los pueblos antiguos utilizan infusiones de hisopo para curar las heridas e impedir que se infecten.

Es muy utilizado, además en la fabricación de desodorantes naturales, ya que posee efectos inhibidores de la traspiración. También podemos conseguir aceite esencial de hisopo, aunque debe utilizarse en cantidades muy pequeñas, nunca más de dos gotas diluidas en un producto, ya que puede ser tóxico.

Principios activos: un glucósido (diosmina), un aceite volátil y taninos. El hisopo también posee un principio amargo, ácidos fenólicos, flavonoides y otras muchas sustancias. Propiedades expectorante, estomacal, emenagoga, antiséptica y astringente.

Parte utilizada de la planta de hisopo:

Desde el punto de vista terapéutico se emplean frescas o desecadas, las densas espigas terminales de sumidades floridas (hyssopi herba) de flores rosadas, azules y ocasionalmente blancas muy fragantes.

Aplicaciones: con la infusión de hisopo (10 gramos en un cuarto litro de agua) se facilita la expectoración, calma la tos, alivia la respiración dificultosa y cura el asma. Se toman tres copitas por día teniendo cuidado de colarlo bien antes de usarlo. Hervido con frutos de hinojo y usando en forma de infusión, calma el dolor de estómago y los intestinos. El Hisopo hervido con agua de higos, es un excelente remedio para gárgaras, cuando hay flemones. Haciendo buches, con un puñado de hisopo hervido en un cuarto litro de vinagre, calma los dolores de muelas.

Contraindicaciones y Precauciones

El hisopo tiene algunos efectos adversos si se administra en dosis mayores  a las indicadas. Se aconseja abstenerse de prescribir el aceite esencial por vía interna durante el embarazo, la lactancia y a niños menores de seis años.

También está contraindicado para pacientes con gastritis, úlceras gastroduodenales, síndrome del intestino irritable, colitis ulcerosa, enfermedad de Crohn, hepatopatías, epilepsia, Parkinson, antecedentes de epilepsia y otras enfermedades neurológicas.

Conviene no administrar ni aplicar tópicamente a personas con alergias respiratorias o con hipersensibilidad conocida a éste u otros aceites esenciales. El aceite esencial de Hisopo provoca dermatitis de contacto y reacciones alérgicas (broncoespasmos). El Hisopo puede producir neurotoxicidad.

Opt In Image
Suscríbete a Nuestro Boletín y Recibe un Reporte Gratuito
INGRESA TUS DATOS

100% libre de SPAM.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *